El mundo que se joda

Uno a veces camina con la cabeza gacha, sin ganas de sentirse parte del mundo. El problema es que cuando uno levanta la cabeza sólo ve cabezas gachas cavando en la intimidad del pavimento. El mundo que se joda.

Uno a veces se siente útil, hábil o bello. Y se pone a ver y no, uno no es lo suficientemente habilidoso ni lo suficientemente sexy como para hacer la diferencia. Lo más triste es que, sigue uno mirando y se da cuenta de que la gente que hace la diferencia simplemente quiere hacerla. Y lo logra.

A veces uno se siente solo y levanta la mirada como tortuga hambrienta saliendo del caparazón. Se da cuenta de que muchos pasos de tortuga son una eternidad y que el desierto no era como uno creía.

A veces me siento demasiado común.

Escuché
Arcade Fire – This Must be the Place

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: